2017: un año difícil de olvidar

El 2017 agoniza y el San Fernando Club Deportivo difícilmente olvidará un año plagado de momentos que perdurarán durante mucho tiempo en la memoria de los azulinos. Cambios en la directiva del club, momentos de incertidumbre institucional, una salvación con una contundente victoria en el partido decisivo y un grupo, una ‘banda’  liderada por el técnico José Pérez Herrera capaz de hacer soñar a toda una afición con su entrega y lucha cada jornada.

El año no pudo empezar mejor. Victoria en El Arcángel ante el filial del Córdoba B para llegar a los 30 puntos en una clasificación muy igualada que invitaba a pensar en cotas mayores. Sin embargo, la escuadra por entonces dirigida por Antonio Méndez entró en una dinámica negativa de cinco derrotas consecutivas y siete partidos sin conocer la victoria provocaron que nuestra entidad se acercase peligrosamente a la zona roja de la tabla.

La vuelta a la senda del triunfo fue ante el Real Murcia el 5 de marzo y en un ambiente festivo en Bahía Sur que disfrutó especialmente con el bello gol de Mario que subía el definitivo 3-1 al electrónico. La pírrica pero importantísima victoria frente al Atlético Sanluqueño y los tres puntos vitales en Jumilla parecían dejar el camino libre hacia una plácida recta final de campeonato que se complicó enormemente después de caer en Jaén y las dos derrotas en casa frente al Villanovense y la Real Balompédica Linense.

El San Fernando se enfrentaba a dos últimas jornadas de infarto ante rivales directos. Tres puntos más eran necesarios para evitar caer al puesto de promoción. Sin embargo, la derrota en Huelva el 7 de mayo daba la permanencia matemática a los onubenses y obligaba al Club Deportivo a disputar una auténtica final frente al Linares Deportivo, que aventajaba en dos puntos en la tabla a los cañaíllas.

La semana previa al gran duelo se vivió un ambiente espectacular en todos los rincones de La Isla con el #DefiendeTuIsla por bandera. El resultado superó todas las expectativas, ya que el Estadio Iberoamericano presentó sus mejores galas para llevar en volandas a un equipo que arrasó de principio a fin y goleó al Linares para lograr la permanencia en Segunda División B.

La euforia dio paso a un horizonte de esperanza. La llegada de nuevos miembros a la directiva por entonces presidida por Alejandro Zapata y el aterrizaje en La Isla del experimentado Toni Doblas junto al míster José Pérez Herrera invitaban al optimismo en la parroquia azulina. En el capítulo de bajas, únicamente Galindo y Bruno Herrero fueron renovados para completar una plantilla que aspiraba a altas cotas con nombres como Javi Casares y las llegadas a última hora de Pedro Ríos y Alejandro Zamora.

Pese a todo, la situación institucional y deportiva del club no era ni mucho menos la ideal y la pérdida del punto cosechado ante el CF Villanovense en la primera jornada por alineación indebida desató una serie de acontecimientos que desencadenaron en la destitución del por entonces director deportivo, Juan Guerrero, y, poco días más tarde, de los restantes miembros de su grupo.

Además, el presidente Alejandro Zapata y su Junta Directiva decidieron dimitir el 14 de septiembre, con el primer equipo con un solo punto en el casillero y la duda de la viabilidad del club instalada en el seno de la entidad cañaílla. Por si fuera poco, la derrota por la mínima en Almendralejo en la quinta jornada condenaba al Club Deportivo a ocupar el farolillo rojo del Grupo IV de Segunda B.

El 19 de septiembre, la Asamblea Extraordinaria de Socios permitió la entrada en el club de una Junta Gestora comandada por Manuel Gómez Fontao y un grupo de socios cuya única misión era lograr que el San Fernando Club Deportivo mantuviese sus constantes vitales y no fuese desahuciado y condenado a muerte.

Lo lograron. En lo meramente deportivo, el equipo de José Pérez Herrera empató ante el Granada B en un encuentro descomunal en el que los azulinos merecieron mucho más y, una semana más tarde, llegó el punto de inflexión de la victoria por la mínima en Las Palmas. El gol de penalti de Casares dio alas a un equipo que volvió a ganar, esta vez de forma holgada, ante el Jumilla.

Por esas fechas,  un espigado delantero llamado Chris Ramos ya había sido utilizado en tres partidos consecutivos como revulsivo en la segunda mitad. Pero el 22 de octubre, ante el Real Murcia, el ariete isleño celebró su primera titularidad con una galopada y una definición de ensueño que encandiló a todos los presentes en Bahía Sur. El San Fernando venció con suspense tras un tanto de Gabi Ramos en la recta final y comenzó una dulce etapa en el ecuador de la primera vuelta.

Con la estabilidad por bandera, con María de los Ángeles Carrillo ya como presidenta, el equipo encadenó hasta seis encuentros consecutivos sin conocer la derrota, con sonados triunfos ante Betis Deportivo, Lorca y Balona y dos empates frente a Badajoz y Écija, duelos donde los isleños merecieron la victoria de forma holgada.

La dinámica cañaílla era tan positiva que, el 19 de noviembre, mientras la escuadra isleña vencía en el Estadio Municipal de San Pablo, la clasificación anunciaba que los pupilos de Pérez Herrera se encontraban en la tercera posición del Grupo IV de Segunda División B. Por desgracia, el empate a última hora de los astigitanos y la polémica derrota ante el RC Recreativo de Huelva bajó de la nube a un grupo que entró en el último mes del año herido en su orgullo y plagado de bajas. A pesar de ello, los nuestros rascaron un punto de El Ejido llegando a las 23 unidades.

El epílogo del año no ha sido nada positivo en cuanto a resultados, con derrotas frente al Melilla y contra el UCAM Murcia, pero las sensaciones continúan siendo más que ilusionantes de cara a una segunda vuelta y un 2018 que promete ser más que apasionante.

En términos puramente estadísticos, el San Fernando ha disputado 38 partidos ligueros, más 2 de Copa Federación en 2017. El conjunto azulino ha ganado 11, ha perdido 18 (más uno de Copa RFEF) y ha empatado 9 (más uno de Copa RFEF). Los isleños han cantado 44 goles en liga y 2 en Copa RFEF y han sufrido 50 dianas en contra en liga y 3 más en Copa RFEF.

¡A por el 2018, isleño!

Foto de portada: deportedelaisla.com