Antonio Méndez compareció relajado ante los medios de comunicación después de la sufrida victoria por la mínima ante el Atlético Sanluqueño. Según el míster, “los dos equipos nos conocíamos perfectamente por la cercanía y la rivalidad sana que tenemos”. Méndez etiquetó el choque muy pronto: “Ha sido un partido típico de Segunda B con ellos arriesgando más por las necesidades de la clasificación y nosotros intentando contemporizar los ataques, sobre todo su balón parado que es muy peligroso.

Al respecto, el técnico elogió el trabajo de la retaguardia isleña: “Hemos estado excelentes defendiendo estas acciones a pesar de que ellos tienen jugadores que se manejan muy bien en este aspecto”.

En cuanto al gol de Regino al cuarto de hora, el preparador sevillano declaró que “fue un golpe de suerte, pero nos vino muy bien porque sabíamos que de esta manera ellos intentarían un abrir la línea o jugar más directos. Sin embargo, no hemos sabido hacerle daño a sus dos centrales “. En líneas generales, resumió, “ellos han podido poner más fútbol que nosotros, pero en trabajo e ilusión hemos hecho una labor excelente”.

¿Es un paso de gigante? Méndez opina al respecto: “Es otro paso más, porque todavía quedan puntos. Nos quedan seis partidos tan importantes como el de hoy y sumar cuanto antes nos daría mucha más tranquilidad”.

Cuestionado por los cambios de inicio dando entrada a Bruno y a Iván, el entrenador aseguró que, con el de La Algaba, “buscamos hacerles daño a la espalda de los centrales porque ambos manejan muy bien el juego aéreo y Espinar iba a sufrir en este aspecto. Con Iván buscábamos profundidad y ha hecho un trabajo en la presión muy grande. Ese es el Iván -concluyó- que todos queremos dentro del grupo, que se sienta importante”. En cuanto a Bruno, quiso darle “más estabilidad al centro del campo y no perder la posesión. Galindo y Dani son muy ofensivos y a veces nos desequilibramos bastante y hoy era un partido en el que no podíamos cometer ese error porque Parada y Carlos son muy peligrosos con espacios”.

Apuntó también que con la entrada de Carri en el Sanluqueño “teníamos miedo a balón parado porque todos lo conocemos y por ello intentamos no hacer faltas en la frontal, algo que sí conseguimos”. Sin embargo, “a base de faltas laterales y córners hemos sufrido bastante”.

La expulsión de Vukcevic: “Me pilla lejos al igual que el posible penalti a Iván, aunque creo que no fue porque él se levanta muy rápido y pudo ser ya por falta de fuerzas. Lo de Vukcevic…yo creo que el árbitro ha sido muy estricto con nosotros, porque ellos han hecho tantas faltas como nosotros y han tenido menos tarjetas. La de Regino también fue un poquito rigurosa, pero da igual. Nos tenemos que quedar con la victoria, los tres puntos son muy importantes y a partir de ahí afrontar los seis partidos que restan como hoy”.

Hablando de Regino, Méndez destacó el gran encuentro realizado por el isleño: “Sí, ha estado muy bien y además ha hecho un golazo. Todos lo conocemos, es todo corazón y eso no lo puede perder. Cuando lo pierde, su nivel baja bastante. En los últimos partidos en casa está dándole ese plus al equipo de competitividad, de veteranía por vivir el día a día aquí en La Isla. Eso él nos lo inculca en el grupo y hoy ha tenido además el acierto de cara a gol y por ello pasará una semana muy alegre”.

¿Temió Méndez por el resultado en algún momento? El míster fue rotundo: “Sí, claro. El resultado ha estado hasta última hora en el aire porque el Sanluqueño podía empatar en cualquier momento. Ellos cambiaron a defensa de tres, algo que nos pudo beneficiar porque dejaron a un jugador solo en banda y con los buenos marcajes de Mario y Regino nos vino bien.

Explicó el míster que el rival, en los últimos minutos, “abusó mucho más del juego largo, sin elaboración, y también la presión de Espinar sobre el portero nos favorecía porque Diego García no tenía claridad para golpear. De hecho, creo que en los últimos cinco minutos golpeó cinco veces y ha echado tres o cuatro balones fuera. Eso nos ha beneficiado un poco, pero hemos sufrido hasta el último minuto de partido”.

Aun así, Méndez alabó el partido del Sanluqueño: “En los últimos seis partidos he visto la dinámica que llevan. En Melilla no merecieron ese resultado, con el Lorca siempre estuvieron en el partido y es evidente que su situación es compleja por el déficit de puntos que tienen. La derrota de hoy puede afectarles en lo anímico, pero yo creo que con la idea de juego y la intensidad que tienen ahora van a estar peleando hasta última hora porque su campo es complicado y fuera se lo pone difícil a cualquiera”.

Por último, el técnico confesó que Mario no había ensayado en el lateral izquierdo: “No lo trabajamos, pero era la alternativa que teníamos que manejar. Mario es muy buen defensor porque es muy rápido y Mawi ya estaba bastante cansado y eso también fue un respiro para él porque desde el principio hubiera sufrido más. Ha estado espectacular, muy encima de su marca en el uno contra uno”.

Rafael Carrillo: “Mi equipo ha hecho méritos para empatar e incluso ganar el partido”

Por su parte, Rafael Carrillo manifestaba desde un primer momento que el Atlético Sanluqueño había hecho méritos para “no solo empatar, sino ganar el partido”. Según él, el San Fernando “ha aprovechado una ocasión en los primeros minutos en los que hemos salido con ciertas dudas a la hora de tener el balón que nos hicieron sufrir en pérdidas nuestras y en las pocas ocasiones que ha tenido el rival”.

SanFernando-AtléticoSanluqueño78

Los isleños, según Carrillo, “han tenido la fortuna de ponerse por delante con un muy buen disparo y a partir de ahí creo que hemos tenido ocasiones suficientes, opciones a balón parado…una que sacan bajo palos, una jugada dudosa que puede ser mano dentro del área…En fin, nos vamos muy decepcionados por el resultado, por el trabajo en la primera parte, pero no por la intención y las ganas que hemos tenido”.