Tras las últimas pruebas de una exploración más exhaustiva, Gerrit sufre un esguince de ligamento interno de la rodilla izquierda que le mantendrá de baja un periodo entre 20 y 30 días. Desde el miércoles Gerrit está trabajando con el readaptador David Domínguez para volver al equipo cuanto antes y en las mejores condiciones.

Recordamos que lesión se la produjo en el minuto 60  el pasado domingo ante el conjunto del Lorca FC, concretamente en la caída tras un salto, como informamos el pasado lunes

¡ Fuerza y ánimo, Gerrit!